Uolala con 123.000 usuarios tiene el objetivo de poner en contacto a gente que comparta las mismas aficiones, por ejemplo, un taller de ganchillo, por 20 €. Aunque no os lo parezca, también se puede ligar haciendo ganchillo en pleno siglo XXI.

El sistema de interactuar es apuntándose a grupos de interés, así os llegarán por mail el anuncio de las actividades del grupo. Un grupo está dinamizado por un responsable que organiza la actividad en cuestión. Las actividades pueden ser gratuitas o de pago.

Conocer gente y pasarlo bien

Meetup es el origen de todas estas aplicaciones para conocer gente. Fue creado en Nueva York el 2002 y se ha extendido por todo el mundo, hasta 180 países y con 28 millones de usuarios. También funciona con grupos de interés y un dinamizador y creador del grupo que, cuando lo deja, pasa el testigo a un seguidor o bien desaparece el grupo. El hecho de ser internacional es una ayuda para cuando viajamos por el mundo y queremos conocer gente en el destino y, a la inversa, en Meetup también podéis encontrar muchos guiris, ya estén de turismo, o establecidos aquí. Actualmente hacen más de 600.000 actividades cada mes por todo el mundo.

Couchsurfing no es exactamente una app para quedar, es una app para viajar y vivir con gente del país sin pagar nada, es decir, para hacer de turista sin ir excesivamente perdido, pero también organiza encuentros, reuniones en el mundo real de sus miembros. Según su web cada año tienen unos 400000 huéspedes por todo el mundo.

Ligar por Internet

De hecho su éxito como app de ligar es similar al Apalabrados. La idea de Couchsurfing nació en San Francisco en 2004 sin ánimo de lucro, pero en 2011 se convirtieron en una empresa comercial y a diferencia de Airbnb no hay transacción monetaria por la estancia.

Para encontrar pareja, Meetic es la más conocida y antigua de las apps de contactos. Con esta app, y en base a filtros que el usuario va poniendo (de geolocalización, de edad, de gustos) encuentra gente afín con la posibilidad de quedar a tomar algo…y lo que surja.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *